jueves, 9 de septiembre de 2010

Trampa

Seguiremos mintiendo
nadie va a detener las madrugadas ni a secarnos el llanto
que refugiamos dentro del acre en la garganta
ni podrán encontrarnos detrás de la pared abiertos por el pecho,
nada será del todo diferente
y es tan seguro que
no dejaremos rastros de sangre en las veredas
lo comprendí al romper la línea del dolor
y ver el cuerpo lejos y tan solo,
o al asumir
los engranajes lentos de estar como viviendo,
inamovible, mientras la tierra pasa guiñándole a la sombra
de un exoesqueleto bamboleante

seguiremos huyendo
simulando olvidar, empujándonos dentro de la hoguera,
con el oído alerta por si acaso dejáramos de oírnos
y la herejía suene como paz.



.

2 comentarios:

Real Time Web Analytics